Anabel Lasheras Meavilla, que forma parte del patronato de las fundaciones Mujeres Felices y Castillo de Loarre, desarrolla la RSC del Grupo Mémora en Aragón.

Profesora de educación especial, realiza desde 1992 una intensa actividad en la puesta en valor del medio rural. Senadora por Huesca y Portavoz de la Comisión de Trabajo y Asuntos Sociales en la VII Legislatura, dirigió la asociación AFAMMER en Aragón durante 15 años. De 2008 a 2011 fue Directora General de Desarrollo Sostenible y Biodiversidad, en el Gobierno de Aragón. En 2012 puso en marcha la Fundación Paraíso. Es una gran defensora de los derechos de la mujer. Ha presidido desde 2005 a 2015 la Asociación de Amigos del Castillo de Loarre. Ha sido también Consejera General de IberCaja en representación de la Comunidad Autónoma de Aragón.

24 may. 2014

Mujeres Felices

Primera reunión de trabajo en Barcelona de la Fundación Mujeres Felices. Un resumen de lo que será la actividad de la fundación se puede leer en el manifiesto:
La tarta al final de la comida
 Manifiesto Mujeres Felices

Somos mujeres dispuestas a dar un paso adelante, un paso más allá del que ya dieron otras mujeres que lucharon por lograr el reconocimiento y la igualdad de derechos de los que nosotras disfrutamos en la actualidad. El paso definitivo de la exaltación de los valores más genuinamente femeninos del amor, la sensibilidad y los sentimientos que nutren nuestro mundo interior, hasta ahora relegados a un segundo plano ante los intereses más masculinos de la lógica, la tecnología, la competencia y la lucha por el poder.

Hasta aquí la historia la han escrito los hombres, por lo que no debe sorprendernos que el 99% de los personajes históricos sean varones. Un mundo esencialmente masculino de guerreros luchando por el poder, como también de descubridores científicos e inventores de máquinas y tecnología, la mayor parte de las veces puestas al servicio de una historia de guerras, muerte y sufrimiento inútil que parece no tener fin. Así nos encontramos, en pleno siglo XXI, con la injusticia y el absurdo de una sociedad humana que cuenta con todos los recursos, conocimientos y tecnología necesarios para poner fin al hambre en el mundo y asegurar las necesidades básicas en salud o educación de todos los niños y de sus familias, pero que sigue dedicando sus energías a la guerra y las luchas de poder de unos sobre los otros, mientras hay niños que siguen pasando hambre o muriendo por causa de enfermedades fácilmente evitables y nuestra economía está cada vez más deshumanizada, en manos de unos pocos locos cuya insaciable codicia y afán de poder están destruyendo el mundo.

Nosotras, las mujeres, decimos ¡Basta ya! Basta de injusticia y sufrimiento inútil, de tanta codicia, materialismo e individualismo que están deshumanizando nuestra sociedad. Pongamos la economía y la tecnología al servicio del ser humano, pues así debe ser, para liberarnos y desarrollar todo el potencial de poder humano y felicidad que hay en nosotros.

Foto de grupo de las participantes junto a Emma, la presidenta y resto del patronato
Este también es un movimiento femenino distinto de otros del pasado, para dejar definitivamente atrás el victimismo de otros tiempos, como la equiparación de derechos ya conquistados o la imitación de patrones masculinos para triunfar, pues nuestro éxito ha de pasar por el desarrollo y la realización de nuestro potencial femenino, la esencia de nuestra femineidad. Como también rechazamos cualquier radicalismo femenino de antagonismo y confrontación con los hombres.

Somos mujeres dispuestas a dar este paso adelante, invitando también a darlo a cuantos hombres estén abiertos a este llamamiento para el despertar de nuestra sensibilidad humana, que nos ha de llevar a cultivar lo mejor de nosotros mismos, por nuestro propio bien y el de los demás. Sin olvidarnos de los millones de mujeres que todavía viven sometidas a maltrato y discriminación en su sociedad y a las que también nos proponemos ayudar para que puedan superar su situación y avanzar en el desarrollo de su potencial femenino y de felicidad.
-----------------------------------------------
Fundación Mujeres Felices es un movimiento de cambio, transformación y evolución social abanderado por las mujeres, trabajando bajo dos líneas principales de acción:
  • Cultivar el potencial de la energía femenina y contribuir a la recuperación del equilibrio entre esta y la masculina en la sociedad actual.
  • Reunir a las mujeres en grupos de crecimiento personal y apoyo mutuo. Círculos que impulsan su progreso humano y prosperidad material.

Seguirme por email