Anabel Lasheras Meavilla, que forma parte del patronato de las fundaciones Mujeres Felices y Castillo de Loarre, desarrolla la RSC del Grupo Mémora en Aragón.

Profesora de educación especial, realiza desde 1992 una intensa actividad en la puesta en valor del medio rural. Senadora por Huesca y Portavoz de la Comisión de Trabajo y Asuntos Sociales en la VII Legislatura, dirigió la asociación AFAMMER en Aragón durante 15 años. De 2008 a 2011 fue Directora General de Desarrollo Sostenible y Biodiversidad, en el Gobierno de Aragón. En 2012 puso en marcha la Fundación Paraíso. Es una gran defensora de los derechos de la mujer. Ha presidido desde 2005 a 2015 la Asociación de Amigos del Castillo de Loarre. Ha sido también Consejera General de IberCaja en representación de la Comunidad Autónoma de Aragón.

26 ene. 2010

Anabel Lasheras por la Jacetania

La Canal de Berdún, un corredor biológico e hito en el camino de Santiago. El consejero Alfredo Boné, ha presentado el libro "La villa de Berdún, entre la naturaleza y el arte. Un hermoso contrapunto", escrito por Encarnación Visús Pardo y copatrocinado por el Departamento de Medio Ambiente y el Instituto de Estudios Altoaragoneses. En la presentación de la publicación también ha estado presente, además de la autora, el alcalde de La Canal de Berdún, Manuel Torralba y el catedrático de historia del arte y representante del Instituto de Estudios Altoaragoneses, Manuel García Guatas.
"Se trata de una obra minuciosa y un trabajo de muchos años que ahora deja por escrito el legado cultural y natural de este enclave, en el que se conjuga en armonioso equilibrio un paisaje de campos y vegetación como preludio al majestuoso Parque de Los Valles", ha destacado el consejero, Alfredo Boné.
Se trata de una obra que recoge la historia y el acervo artístico y natural de La Canal de Berdún, que cuenta con paisajes de gran riqueza y diversidad biológica, dos LICS y una ZEPA. Además de la valiosa flora y fauna autóctona, La Canal de Berdún es un corredor biológico de paso para aves que transitan entre los valles pirenaicos, y puerta de entrada al Parque Natural de los Valles Occidentales.
En definitiva, el libro es un homenaje a los habitantes de esta zona del Pirineo, que han sabido conservar el valor y "elevar a la categoría de arte" tanto su patrimonio y su diversidad biológica como su forma de vida, unida estrechamente a la montaña. Bookmark and Share

Archivo

Seguirme por email